La inversión para adaptar la agricultura y ganadería del país al cambio climático.

El cambio climático está teniendo efectos adversos de gran alcance en la producción agrícola y ganadera y está poniendo en riesgo la seguridad alimentaria. Un número cada vez mayor de países y comunidades están desarrollando actividades de adaptación para responder a estos impactos y reducir las vulnerabilidades asociadas con el cambio climático. La adopción inteligente de prácticas agrícolas adaptativas, como la diversificación o rotación de cultivos, pueden crear sistemas con mayor resiliencia climática y al mismo tiempo, proporcionar beneficios colaterales para múltiples objetivos como la conservación del suelo, protección de la calidad del agua, desarrollo económico rural, etc.

La ganadería por su parte es un sector importante de la economía nacional e internacional, que enfrentará serios desafíos en la próxima década. Teniendo en cuenta lo anterior hay que mencionar tres factores que representan una preocupación para la producción ganadera como consecuencia directa de la variabilidad climática. La primera de ellas, es que se espera que el consumo de agua aumente considerablemente, asimismo, se espera que la demanda de tierras agrícolas aumente debido a la necesidad de un crecimiento del 70% en la producción y por ultimo hay una preocupación sobre la seguridad alimentaria, ya que alrededor de un tercio de la cosecha mundial de cereales se utiliza para la alimentación del ganado.  Además, hay que sumar que el sector ganadero contribuye con el 14,5% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero, lo que evidentemente impulsa aún más el cambio climático.

También le puede interesar: La crisis mundial del costo de vida.

En consecuencia, el sector ganadero será un actor clave en la mitigación de las emisiones de gases y en la mejora de la seguridad alimentaria mundial. Por lo tanto, en la transición hacia la producción ganadera sostenible, existe la necesidad de promover políticas que apoyen y faciliten la implementación de medidas que permitan la adaptación y mitigación sobre el cambio climático. A nivel nacional es importante que Colombia cambie el modelo de producción ganadera intensificando la producción ganadera en zonas adecuadas, no obstante, a pesar de la urgencia y la magnitud de los cambios requeridos, solo existen iniciativas aisladas de pequeña escala.

Hay que tener en cuenta que se calcula que la población humana aumente de 7200 a 9600 millones para 2050. Esto representa un aumento de la población del 33%, pero a medida que aumenta el nivel de vida mundial, la demanda de productos agrícolas aumentará en el mismo período. Mientras tanto, la superficie total mundial de tierra cultivada no ha cambiado desde 1991 lo que refleja una mayor productividad y esfuerzos de intensificación.

El desafío es mantener un equilibrio entre la productividad, la seguridad alimentaria de los hogares y la preservación del medio ambiente. Por tal motivo desde el Ministerio de Agricultura se dio a conocer que la Comisión Interparlamentaria de Crédito Público aprobó el crédito por 99 millones de dólares con el Fondo Verde del Clima de Naciones Unidas para iniciar el proceso de reconversión de la agricultura y la ganadería hacia sistemas sostenibles, adaptables al cambio climático.

Leer la noticia completa en: https://www.wradio.com.co/2022/12/16/la-inversion-para-adaptar-la-agricultura-y-ganaderia-del-pais-al-cambio-climatico/.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *